Breve guía para una mudanza sin estrés con o sin empresa de mudanzas

Después de un fallecimiento y la pérdida del trabajo, mudarse es la tercera situación más estresante de la vida, según los institutos de estadística. Entonces, ¿cómo se evita un gran estrés ? Cuando se trata de hacer una mudanza, la improvisación debe prohibirse por completo. No hay receta milagrosa a decir verdad, se trata de planificar. Y para que sea sencillo, digamos que tienes que explorar cuatro puntos principales antes de dar el paso. 

Leer también: ¿Cómo hacer las tareas del hogar cuando eres alérgico?

¡Hay cuatro puntos principales que explorar antes de dar el paso! 

1. ¿Con o sin empresa de mudanzas?

Ésta es la primera decisión que se debe tomar. ¿Deberíamos contratar una empresa de mudanzas o hacerla por nuestra cuenta? Si nos mudamos sin profesionales, se debe llamar a amigos y familiares como respaldo. También hay que alquilar equipo, un camión … Todo ello requiere mucho tiempo , energía y dinero también. Considerándolo todo, podría ser interesante contratar a una empresa de mudanzas. Todo lo que tienes que hacer es pedir presupuesto y aportar algunos datos técnicos como la distancia entre la vivienda nueva y la antigua, si la vivienda es accesible en el mismo nivel o si se trata de un piso que requiere carretilla elevadora , etc.

2. Cíñete al horario

¿Vas a utilizar una empresa de mudanzas ? Muy bien, pero debes asegurarte de estar disponible. Hay momentos más ocupados que otros, por ejemplo, durante los meses de verano. Los sábados también son muy populares. Qué hacer ? RE-SER-VAR , por ejemplo con tres meses de antelación. Una muadanza no se puede improvisar. Es necesario bloquear una fecha. Y no olvides reservar uno o más espacios de estacionamiento frente a tu edificio con las autoridades municipales con varios días hábiles de antelación.

Empresa-Mudanza

3. ¡Empaquetado con cajas!

Empaquetar artículos en cajas, casualmente, requiere varios días de preparación , piénsalo antes… el día anterior al Día D. Por lo demás, hay que traer cajas resistentes , pero también limitar el peso de las cajas a 25 kilos como máximo. No es necesario que te rompas la espalda. También es preciso contar con materiales que absorban los golpes para los objetos frágiles. ¡El etiquetado es otro paso imprescindible si queremos navegar durante el gran desembalaje! Último pequeño consejo: ten a mano herramientas pequeñas como destornilladores. Verás, te será útil. Así como te será de gran utilidad tener en tus manos algunos cubiertos , productos de limpieza, papel higiénico …

4. ¿Qué pasa con el papeleo?

Quien dice mudanza, dice trámites administrativos. Pues sí, aunque sea aburrido, no deberías andar cambiando la dirección de tu cédula de identidad, reenviando el correo, avisando a los proveedores de luz, internet, gas, agua…. Estos pasos pueden resultar abrumadores, pero evitarán sorpresas desagradables. No pedir el cierre de una cuenta de luz o agua también significa seguir pagando la factura. ¡Un consumidor informado vale por dos o más!

Deja una respuesta